Make your own free website on Tripod.com
NOTAS DE
TIRO A NADA

El peligro de los disparos al aire

HOME

LAS MOMIAS DEL LLILLAULLACO | EL DESARME EN SUDAMERICA | DESINFORMACION | CLARINES DE ALERTA IV | ¡NO! Dr. DREYFUS | COMO DEBE SER UN PLAN DE RECOLECCION Y DESARME POR UNA ONG | ONU: PONIENDO LAS COSAS CLARAS | ¿QUIERE QUE LE QUITEN LAS ARMAS? HAGA ESTO | ¿LA NRA EN LA ARGENTINA? | ARMAS: NOS ESTAMOS EQUIVOCANDO | LOS CALIBRES DE ESCOPETA | CURIOSIDADES DE BALISTICA | NATURALEZA DEL COMBATE | BELGRANO: LA BANDERA NACIONAL | ESTOS ALEMANES | ENTRENAMIENTO MENTAL | TIRO A NADA | LOS ARCABUCES Y EL IDIOMA | Y... APARECIERON LAS ARMAS DE FUEGO | SNIPER | CONCUSION CARDIACA | LOS ORIGENES DE LA INSEGURIDAD | MACH: VELOCIDAD DEL SONIDO | LO QUE VENDRA | EL ARMA DE FUEGO Y LAS ARTES MARCIALES | LA SEGURIDAD AEROCOMERCIAL EN LOS EE UU | EL PERIODISMO Y LAS ARMAS DE FUEGO | UNA VISITA A NORMANDIA | UN REVOLVER DEL 1600 | POR QUÉ SE CONTROLAN LAS ARMAS | SOBRE LA GUERRA EN ASIA | CLARINES DE ALERTA | CLARINES DE ALERTA II | CLARINES DE ALERTA III | CASO SHOOTING BAIRES | EL DIA QUE ME ASESINARON | EL PRIMER CENSO DE ARMAS DE LA ARGENTINA

welcome.gif

Durante una clase, mientras comentaba acerca de los peligros de los disparos al aire, un alumno preguntó por qué motivo eran peligrosos si no se tiraba a nada.
La imagen mental que supone que un tiro al aire es como tirar a nada, sería balísticamente válida si la velocidad inicial fuese infinita, de manera que el disparo siguiese indefinidamente hacia el espacio exterior. Esta falsa imagen, se ve incrementada porque la bala no se ve, lo que sería como si además de tirar a la nada...no tirásemos nada.
En el ámbito jurídico, el concepto de disparar al aire lamentablemente se utiliza a menudo, existiendo jurisprudencias donde fundamentando el fallo, el juez expresa que el imputado debería haber disparado al aire antes de ....
Este accionar suele ser aconsejado también erróneamente por abogados penalistas, cuando tratan el trillado caso de una intrusión domiciliaria, con nocturnidad, como la mejor forma de hacer huir al ladrón.
Existe una conjunción de motivos físicos, anatómicos y circunstanciales, que hacen que los disparos al aire sean todos potencialmente mortales para los seres humanos.
La máxima velocidad
Las balas adquieren la velocidad máxima en la boca del cañón, comenzando la desaceleración a partir de ese momento, motivada principalmente por la resistencia del aire.
La bala inicia la trayectoria con su máxima velocidad. A partir de ese momento describe una curva ascendente hacia nada, ganando altura. En el vértice, el proyectil alcanza su máxima altura (punto que en balística se denomina ordenada máxima), manteniendo cierta velocidad remanente, para luego comenzar a caer.
A partir del momento en que cae, comienza a adquirir una nueva aceleración, debido a la atracción de la gravedad. Es aquí cuando la bala que fue disparada al aire o hacia nada, se dirige con velocidad cada vez mayor hacia algo, un punto de la tierra desconocido para el tirador.
En efecto, en su rama ascendente el proyectil pasó por sobre edificios, plazas, jardines, centros comerciales y ahora se está dirigiendo hacia abajo, en la rama descendente, para impactar en algo absolutamente fuera del control del tirador que había disparado a nada, por ejemplo un techo, el pavimento, césped de una plaza o...un ser humano.

Algunas leyes físicas
Al caer, la bala incrementa su velocidad de acuerdo con la fórmula de la aceleración de la gravedad:

V=raiz cuadrada de 2.g.h
donde:
g= 9,81 m/s2
h= altura alcanzada por la bala
V= velocidad

Esto quiere decir que al impactar, ese tiro a nada, puede matar a un inocente.
En balística, las velocidades iniciales de las balas varían entre sí, aún entre tiro y tiro. En este aspecto influyen la temperatura ambiente, la del cartucho, la desigualdad entre las vainas que hace variar la presión, la cantidad y tipo de pólvora, su densidad, condiciones de humedad, tipo y calidad del fulminante, largo del cañón, desgastes de la recámara y de las estrías, presentación de la bala en recámara, etc. Por lo tanto, estas velocidades iniciales hacen que los proyectiles salgan de la boca de las armas, entre poco menos de 300 m/s a más de 1000 m/s según sus tipos.
La peligrosidad de los disparos al aire, consiste en que son suficientes sólo 36 m/s para perforar la piel y el doble para quebrar un hueso, por ejemplo los del cráneo.
Los factores anatómicos
Surge aquí la necesidad de considerar que existen tantas variables anatómicas como individuos, por lo tanto la gravedad de las heridas varía entre las personas, sobre todo por el lugar de impacto.
La velocidad de arribada generalmente supera la mínima necesaria para penetrar en un cuerpo humano. En consecuencia todos los disparos al aire son altamente peligrosos, incluyendo los realizados sobre la vertical. Se suele decir que una persona es un tiro al aire cuando tiene un comportamiento riesgoso e impredecible. También lo son los que tiran al aire, creyendo que disparan a nada.
Un poco de alcances
El alcance de cada proyectil varía de acuerdo con el ángulo de proyección, coeficiente balístico, humedad, intensidad y dirección del viento, presión atmosférica, velocidad inicial, etc. A continuación se destacan algunos alcances tipo, tomados al nivel del mar:

Calibre Peso Grains Vel. Inicial m/s Alcance metros
.22LR 40 418 1623
.223 55 1080 3866
.30-06 180 900 5666
.38 148 256 1666
.357 158 411 2366
.45 230 285 1466
9 mm 123 373 1900
12UAB 437 monop. 520 816
Nº 1 40 postas 450 566
Nº 71/2 125 450 250
Fuente: NRA Fact Book, edición 1994, página 232

Escrito especialmente para ser publicado en www.armados.com agosto 2001


welcome.gif

¿Armería deportiva?